jueves, 30 de agosto de 2018

MISIÓN EN GARBACAMP - ISIOLO - KENIA

(si queréis ver el vídeo final, apagar la música en la parte superior-derecha)
Buenas tardes hermanos y hermanas, amigos y amigas que nos siguen a través de este espacio, hoy queremos compartir con vosotros una realidad fuerte de nuestra misión en Kenia, es un pueblo llamado: Garbacamp- Isiolo. Ellos viven en esas chozas después de una discusión entre dos tribus a causa de unas vacas, ellos terminaron muy mal, al punto de huir perseguidos, sólo las mujeres y los niños viven en ese desierto, necesitados de agua, luz y de todo lo necesario, han quedado con ellos tres hombres mayores que son los que cuidan el orden y la tranquilidad.

A pesar de su situación tan penosa no han perdido la alegría y el espíritu de gratitud y así nos sorprenden con sus hermosas sonrisas, danzas  de acción e gracias a Dios y a nuestras hermanas y misioneros seglares, una familia italiana.

Aquí en esta especie de choza habitan estas familias o Tribu.

Nuestra Hermanas postulantes, M. Ingrid y la familia Italiana 

Celebrando y dando el recibimiento

Vivienda de estas familias necesitadas

La familia Italiana junto con la parroquia y las hermanas han preparado comestibles, ropa y comida para llevar a esta Tribu abandonada en medio del desierto.

Una representación de la parroquia va a conocer la zona para continuar ayudando en adelante.

M. Ingrid y la comisión enviada por el párroco para las ayudas.

Viviendas de madres y niños, los hombres han tenido que huir a causa de una pelea que tuvieron. 

La familia Italiana aportó dinero para que se preparase comida:  Arroz con Githeri. 

Las postulantes reparten las raciones de comida, sólo han quedado tres hombres mayores que son los que cuidan a que nos se acerquen personas que puedan hacerles daño, ya que la pelea fue entre tribus. 

Los niños esperan y escuchan a lo que se les va indicando.

Nuestras hermanas postulantes y novicias con los niños ordenándolos. 

La familia Italiana toma fotos y vídeo para poder seguir ayudando. 

Nuestras Hermanas repartiendo la comida

Novicias y postulantes

Sirviendo la comida

Hablando con los niños y sus madres.

Nuestras hermanas - "Hay más alegría en dar que en recibir"

Repartiendo comestibles, verduras...

Comiendo la comida que se les ha llevado

Ubicándose para comer.

Esperando la comida.

Comiendo
No puede faltar el vídeo:



¿Qué podemos decir después de ver estas fotos y vídeo? Un silencio embarga nuestro corazón y el deseo de ir y seguir anunciando el Reino, llevando esa paz, alegría, bienestar... cómo lo haría Jesús mismo. Hoy el mundo necesita de más misioneros y misioneras que extiendan su amor por todo el mundo. 

Te animamos a venir y hacer la experiencia con nosotras y a ser Celadora del Reinado del Corazón de Jesús, Dios espera mucho de ti. ¡Ven y lo verás!


Nuestras primeras vocaciones ya en la casa de misión

No hay comentarios:

Publicar un comentario